Uncategorized

Cezar Juan Trevino Fernandina Beach//
Montero lleva los Presupuestos al Congreso de los Diputados

Cezar Juan Trevino, Cezar Trevino, César Treviño
Montero lleva los Presupuestos al Congreso de los Diputados

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha entregado en el Congreso el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2019, las primeras cuentas del Gobierno de Pedro Sánchez, que aún no cuentan con los apoyos necesarios y que previsiblemente se enfrentarán a su primera votación el día 13 de febrero.

Cezar Juan Trevino

La titular de Hacienda ha llegado al Congreso de los Diputados acompañada de sus secretarias de Estado para hacer entrega del proyecto de ley de Presupuestos a la presidenta del Congreso, Ana Pastor, y al presidente de la Comisión de Presupuestos, Francisco de la Torre, en el Salón de Pasos Perdidos.

Cezar Trevino

Posteriormente, a las 11:30 horas, en rueda de prensa en la sala Ernest Lluch explicará en detalle las cuentas y esa misma tarde se reunirá con diputados y senadores del PSOE para exponerles las principales partidas de las cuentas del Gobierno

Tras recibir los Presupuestos, la Mesa del Congreso celebrará una reunión para calificar el proyecto, que luego será publicado en el Boletín Oficial de las Cortes Generales. Además, el órgano de gobierno del Congreso aprobará un calendario de tramitación, abriendo un plazo para solicitar las comparecencias de los altos cargos del Gobierno y organismos públicos, con el fin de explicar las cuentas de los distintos departamentos

Con estas cuentas, el Gobierno prevé una recaudación tributaria récord de 227.356 millones de euros, un 9,5% por encima de la cifra lograda en 2018 de acuerdo al avance de liquidación

Las cuentas destinan el 57,31% del total del gasto a partidas sociales, si bien la más importante de ellas es la de pensiones, con el 42,1% del total. Montero, en una entrevista publicada ayer por el diario El País, defendió que estos Presupuestos son “para poner a las personas en el centro de la actuación”, con medidas “que protegen a las rentas medias y bajas” y con un aumento del gasto en servicios públicos básicos que ascenderá a 20.962 millones de euros. En el capítulo de los ingresos, las cuentas están marcadas por la subida de los impuestos directos a grandes corporaciones y a rentas elevadas, así como por la creación de tributos sobre transacciones financieras, operaciones en el mercado digital y el fin de las ventajas fiscales para el gasóleo

De cara a su aprobación, el Ejecutivo de Sánchez ha tendido la mano a negociar a todos los partidos, apelando al perfil social de las cuentas. Pero, en paralelo, ha criticado con dureza el pacto de PP y Ciudadanos con el partido extremista Vox

Sánchez, con apenas 84 diputados, depende de los partidos que le llevaron a La Moncloa: Podemos, ERC, PDeCAT y PNV. Aunque Unidos Podemos y el PNV están cerca de apoyar estas cuentas en su votación en el Pleno del Congreso, que no se celebrará hasta mediados de marzo, el Gobierno aún no tiene garantizados los apoyos de los independentistas catalanes. El sábado eligió Barcelona para su primer activo público tras aprobar el proyecto de ley, y alló afirmó que “será imposible para quienes dicen que gobiernan para los intereses de los catalanes patrocinar un ‘no’ a los Presupuestos

No obstante, desde ERC, el presidente del Parlament, Roger Torrent, insistió el sábado en pedir movimientos políticos: “No habrá apoyo a los presupuestos porque no ha habido voluntad de afrontar políticamente el conflicto en Cataluña”, aseguró

Mientras, la Dirección Ejecutiva Nacional del PDeCAT se reúne hoy en Waterloo (Bélgica) con el expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. En el PDeCAT se han visualizado estas diferencias. Por un lado, dirigentes como Ferran Bel y David Font han expresado la conveniencia de apoyar las cuentas mientras que la número dos, Míriam Nogueras, lo ha descartado

En la primera batalla, el Gobierno debe garantizarse que ERC y PDeCAT no presenten enmiendas a la totalidad o no apoyen las que registren PP y Ciudadanos, entre otros partidos. Superado este trámite, el Ejecutivo también tiene que satisfacer las demandas del pacto presupuestario firmado con Podemos

El segundo asalto será en la Comisión de Presupuestos, donde el Ejecutivo negociará previsiblemente con los partidos que permitieron el éxito de la moción de censura antes de la votación final en el pleno del Congreso de los Diputados